Albogueros de la Sierra

Estarán con nosotros en el 27 de mayo de 2017, en la XVIII Jornada de Música y Tradiciones. Con todos ustedes: Albogueros de la Sierra.

Nacen al calor de la formidable inicativa que supone la Escuela de Músicas Populares “Entresierras”, en la Sierra Norte de Madrid. Un punto de encuentro para aprender y compartir alrededor de la música tradicional.

Los Albogueros de “Entresierras” conforman un grupo de dulzaineros, que aparte de trabajar sobre el repertorio tradicional de dulzaina castellana, abre otras vías sobre este instrumento, y sobre su tatarabuelo organológico: la Gaita Serrana. Un instrumento autóctono de la Sierra Norte de Madrid, emparentado con el resto de los (pocos) albogues que existen en la Península. La alboka, en Euzkadi, y la Gaita gastoreña en Cádiz.

El albogue madrileño, la gaita serrana, es un instrumento que estuvo al borde de la desaparición. Conservado apenas en museos de etnomusicología,  a nivel particular reproducido y rescatado tan solo por unos pocos valientes y desaforados amantes de la organología hispanica, como una rareza.

Su divulgación ha sido tímida. Y su exaltación inexistente.

Entre otras cosas debido a que es un instrumento pastoril, de escaso cromatismo. Y a que se conservan tan solo dos (o una y media) piezas privativas de gaita serrana: El popular “Villancico” de La Cabrera (Madrid), y una melodía libre, inclasificable, al estilo de lo que suele ocurrir con los toques de la gaita de El Gastor. Recogidas ambas por el insigne profesor Manuel García Matos.

Bajo la batuta de Miguel Nava, los Albogueros de “Entresierras” andan en la aventura de exprimir y potenciar las posibilidades del instrumento, llevándolo a repertorios que hoy le son ajenos (pues el suyo propio yace olvidado y desaparecido). Para convertir a la gaita serrana en una realidad de notable fuerza, y no solamente en un vestigio anecdótico.

Nos harán bailar con rotundidad; como solamente saben hacer los dulzaineros.